Construction concept. Residential building drawings and architectural model

El mundo está cambiando a una velocidad nunca antes vista, ahora el clima es más extremoso, además tenemos una pandemia, Internet ya no es un accesorio, y la seguridad se ha convertido en una prioridad.

Ya sea el águila en pleno vuelo o la flor de manzano abierta, el incesante trabajo de los caballo, el cisne alegre, la ramificación del roble, el arroyo que serpentea en su base, las nubes a la deriva, sobre todo el sol que cursa, La forma sigue a la función, y esta es la ley. Dónde la función no cambia, la forma no cambia. Las rocas de granito, las colinas, permanecen durante siglos; las vidas de rayos, viene en forma, y muere, en un abrir y cerrar de ojos. Es la ley que prevalece a todas las cosas orgánicas e inorgánicas, de todas las cosas físicas y metafísicas, de todas las cosas humanas y todas las cosas sobrehumanas, de todas las verdaderas manifestaciones de la cabeza, del corazón, del alma, que la vida es reconocible en su expresión, que forma siempre sigue a la función. This is the law.

¿La forma sigue a la función aun en el S.XXI?

… se demuestra una vez más que si. Y es ahora cuando es necesario re-plantearlo todo: Los espacios de vivienda, los espacios de trabajo, las ciudades, las áreas verdes… Estamos en los 20s del nuevo siglo, y debemos hacer una retrospectiva para ver qué funcionó antes y si es necesario replantearlo ahora.

De qué sirven los autos enormes a gasolina, si estamos todos encerrados en casa? De qué sirve un avión de pasajeros con 1000 asientos si nadie viaja?

Habiendo la tecnología que hay, tiene sentido tener un cuarto de TV? … En los 60s las casas solían tener un despacho en la entrada. Hoy quizá tiene más sentido poner un cuarto de descontaminación y una regadera? Cómo deben ser las ciudades si la generación millenial prefiere los scooters que los autos? ¿Conviene tener un cuarto de mascotas?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.